Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de marzo 24, 2018

Memorias de un nacimiento.

Memorias de un nacimiento.

¿Florecer no es acaso el estado más deseado de una rosa?

Sus pétalos tenues,  caen saludando al viento que proclamó su voz primera

Vigias cautelan los recuerdos del eco efímero de un pensamiento

Te señala, te induce a tomar el toro por las astas y callar

Silenciar el non grato nacimiento de una flor.

No hubo cordilleras, ni desiertos,  ni mares a su venida

Solo un hilo de plata atravesó su corazón precoz en llantos

¿Cuán pesado es el mundo para una rosa que nace?

Imaginar un ápice de su dolor nos ciega a creer en el destino

Fulminante agonía es el misterio de un capullo que verá la luz primigenia

Como relámpago de vida en el sideral espacio se hundió la mano divina

Se ocultaron los astros y se postrernaron en su presencis

Cabizbajos los reyes, humillados a sus pies suplicaron

Disculpas no bastaron. En el imperfecto segundo de su venida,  vió la luz

La rosa de los siete colores fue la última esperanza de la tierra

Una estrella fugaz deslumbró el firmamento

N…

Oasis de piel florida.

Se abre ante los ojos el más allá como puerta al paraíso
En sus confines extendida la madre natura observa con detención
Señala sus tierras con el misticismo de otros pueblos lejanos y sombríos
Despierta el amanecer a un beso al porvenir,  se hace consigo la primavera
La luna en su noctámbulo pecho, láctea su cabellera,  enciende un lucero
Al farol alumbrado de amores en el desierto,  serena su temple y ama
Florida piel es un oasis para los peregrinos perdidos en caravana
Busca y encontrarás las mil y una delicias de su estampa virginal.

Duerme bajo su regazo,  apacible de amores
Posa tus labios en el silencio y haz de tu promesa un mensaje de amor
Funde tu cuerpo a sus raíces,  siembra versos como lluvia en intermitencia
En marzo deja volar tus alas de sur a norte como rocío del alba
En abril,  frágil llovizna será tu sonrisa primigenia
En una fragancia de mayo contemplarán tus ojos un recóndito matiz
Beberás el aroma de las rosas carmesíes y en amaranto se hundirá tu dese…